Inaugurada la exposición “Sánchez Lozano. Bocetos. Colección Rosique Moya”

Este viernes 12 de abril se ha inaugurado la exposición Sánchez Lozano. Bocetos. Colección Rosique Moya, que ha contado con la presencia del alcalde de Murcia, José Ballesta Germán, el presidente de la Comisión Ejecutiva del Museo Salzillo, Antonio Gómez Fayrén, la directora del Museo y comisaria de la exposición, María Teresa Marín y la familia Rosique Moya, con su portavoz, Francisco Rosique.

También han asistido Juan Antonio Lorca, Director General de Bienes Culturales y Jesús Pacheco, Concejal de Cultural del Ayuntamiento de Murcia y numerosas personalidades y artistas como Pedro Cano, Zacarías Cerezo, Francisco Cánovas, Pepe Franco, Mateo Pellicer y un largo etcétera. Del mismo modo numerosos familiares del escultor Sánchez Lozano, como sus sobrinos, así como los miembros de la Junta Directiva de la Cofradía de Jesús.

La Colección Rosique Moya está formada por más de setenta bocetos y obras del escultor José Sánchez Lozano (Pilar de la Horadada, Alicante, 1904 – 1995), uno de los grandes escultores neobarrocos del Levante español en el siglo XX. Para su exposición temporal en el Museo Salzillo se han seleccionado cincuenta y cuatro piezas. Fue un imaginero muy querido en Murcia y fue nombrado hijo adoptivo de la ciudad en 2017.

Formado con el escultor José Planes y en la Escuela de Bellas Artes de Barcelona, se afincó en Murcia a finales de la década de 1920. Realizó principalmente imaginería religiosa siguiendo el estilo de Francisco Salzillo y fue uno de los grandes restauradores del patrimonio destruido durante la Guerra Civil. La colección está compuesta por los modelos de muchas de sus más afamadas obras religiosas así como por su obra civil, como escultura mitológica – que realizó en su juventud–, y sus logrados retratos.

La familia Rosique Moya, del Pilar de la Horadada, tuvo gran amistad con el escultor y desde la década de los años sesenta del siglo XX comenzó a coleccionar piezas, en su mayoría bocetos preparatorios o modelos que utilizaba para la realización de sus obras. Algunas de ellas se han expuesto muy puntualmente en alguna exposición pero esta es la primera vez que se van a exhibir en su conjunto. En ellas se demuestra la gran capacitación del escultor para el modelado en barro, con muestras cumbres como los bocetos de los bustos para las imágenes de la Cofradía California de Cartagena o los realizados a partir de las de la Cofradía de Jesús de Murcia, como la Dolorosa, en el que el escultor pilareño se especializó, dado que hizo alrededor de un centenar de imágenes bajo esta iconografía tan popular. También destacan en la colección los retratos, como los realizados a la propia familia Rosique Moya.

En su mayor parte estarán situadas en la sala de exposiciones temporales del Museo Salzillo pero también se mostrará una vitrina dentro de la Sala “Taller de Escultura”, que está dedicada precisamente a José Sánchez Lozano desde 2009, pues en ella se expone su obra San Pedro Pascual, así como herramientas de su taller que sirven para explicar el proceso de creación de una escultura en madera policromada y que donaron al museo los sobrinos del escultor.

La exposición ha sido comisariada por la directora del Museo Salzillo, María Teresa Marín, y coordinada por el gerente del mismo, Germán Cantero, y en el catálogo han participado Ignacio López Guillamón, autor de dos libros sobre el escultor (1990 y 2013), así como los investigadores Antonio Zambudio y Marina Belso. En la catalogación de la obra también ha colaborado el personal técnico del museo, Antonio Jiménez Micol, Susana Ruiz y Blanca Rodríguez.

Los comentarios están cerrados.